Páginas vistas en total

sábado, 3 de noviembre de 2012

"LOS AÑOS LOCOS" Jueves 1º noviembre 2012.



Ricardo Jaime

Arquitecto carismático precursor de un provocativo manierismo post-modernista para el disfrute de vinos de baja calidad, consistente en añadir al vino tinto la misma cantidad de hielo picado en una copa de vidrio y nunca de cristal. Porque hay vinos que mejoran su retrogusto con un poco de hielo. Nadie lo sabe todavía pero esta ocurrencia de Ricardo está destinada a aumentar exponencialmente el consumo de vinos imbebibles, así como  en su tiempo la sangría logró beneficiar  al consumo de vinos comunes, de licores corrientes y de frutas en conserva.  Y finalmente, por otra parte, la sangría express  de Ricardo, o sea, hielo y vino nada más, nos muestra a nosotros los nativos del trópico, como siempre,  la excepcionalidad de los gustos.



El Cartel de los Sábados
Acta No 9-2012 – Los Años Locos - Jueves 1º noviembre 2012

(Nombre que deliberadamente define a nuestro grupo de gastrónomos,  formado por profesionales y empresarios de éxito y calidad,  para restablecer el clásico y glorioso prestigio socio-político de la maltratada palabra “cartel”. La cual señaló un nuevo orden capitalista civilizador en contra del primer capitalismo salvaje  que se desató con la revolución industrial al iniciar el siglo XIX)

Como siempre, se ha reunido,
Pero esta vez de manera excepcional,
El jueves 1º de noviembre 2012.
En el bar de
LOS AÑOS LOCOS.


Eduardo, Jorge, Rubén, Ricardo, Martín, Héctor, Mayoral, Flavio y Rodrigo.
Diego y Gilles llegaron tarde.
Y Mauricio está de licencia.

Como siempre.

Notarán, como siempre, que en la foto de arriba Jorge quien conoce la buena cocina de París y la sabe describir con maestría, le dirige a Héctor sus palabras y sus manos con firmeza e intensidad. Y Héctor, quien como siempre, también eleva sus manos a la cara preparando su firme e intensa respuesta al entrañable amigo Jorge.

Como siempre la foto revela que estos dos conciudadanos jamás se dejan distraer por nada ni nadie mientras entablan sus palpitantes duelos verbales, casi siempre de contenidos  ideológicos justicialistas. 

Como siempre, esta vez nos reunimos  para celebrar dos eventos. El primero, continuar las festividades del cumpleaños de Mayoral, quien como siempre apòrta muy buenos vinos como en esta ocasión dos Pesquera Crianza. Como madrileño fundamentalista lo agasajamos para su cumpleaños en Taberna 66 con un magistral Cocido Madrileño, preparado por las manos milagrosas del chef catalán Joan Condeminas. El segundo, alegrarnos sobremanera y expresar personalmente nuestros mejores augurios al amigo Mayoral por haber superado sin daños a su corazón la reparación de sus cañerías coronarias hace pocos días. Por lo cual, ya en pleno goce de su buena salud,  se ha comprometido con nosotros a preparar un Cocido Madrileño tan pronto como pasen las fiestas patrias.

Saludos
Flavio 


No hay comentarios:

Publicar un comentario